La segunda Huelga General en Argentina es una advertencia para Milei

"Nunca te pongas de rodillas": Manifestación al palacio presidencial en Buenos Aires. Agustín Marcarian/REUTERS.

Von Volker Hermsdorf. Jungeweit.de

Protesta contra las políticas neoliberales: Disparo de advertencia para Milei

Por segunda vez desde que Javier Milei asumió la presidencia, los sindicatos argentinos paralizaron el país con una huelga general. Protestaron el jueves 9 contra la política de austeridad del presidente derechista, que recientemente ha recortado miles de puestos de trabajo en el sector público, recortado subsidios y liquidado programas sociales. Los dirigentes de las centrales sindicales CGT, CTA y CTA Autónoma advirtieron que no se deben ignorar las protestas masivas. Anunciaron su continuidad si Milei continuaba su curso neoliberal.

El jefe de gobierno ha prescrito una «terapia de choque» radical para el país con la tasa de inflación más alta del mundo, de alrededor del 290 por ciento, donde el 60 por ciento de la población vive por debajo del umbral de la pobreza. Después de la caída de los salarios reales, los despidos masivos y los recortes anunciados en el sector de la educación, Milei está planeando nuevas medidas radicales de mercado, que actualmente se están discutiendo en el Senado. Esto incluye la abolición de los topes de precios del gobierno y la limitación de los aumentos salariales. La huelga general de este jueves es un «llamado de atención a los políticos para que reparen el daño social que están haciendo con este tipo de medidas», dijeron los secretarios generales del sindicato peronista CGT, Héctor Daer y Pablo Moyano, en una conferencia de prensa en Buenos Aires. Mientras Milei y sus ministros criticaban la huelga, afirmando que el movimiento sindical se estaba «alejando cada vez más de la realidad», una gran parte de la población apoyó la huelga.

«En las primeras horas de la mañana, las calles y avenidas de Buenos Aires lucían como en los días de la pandemia», escribió el diario Página 12. Calles vacías, oficinas cerradas, escuelas y universidades, bancos, tiendas y restaurantes, conexiones canceladas de vuelos, trenes y autobuses y hospitales que solo ofrecían atención de emergencia determinaron el panorama. Los empleados de los supermercados, la oficina de correos y la recolección de basura también dejaron de trabajar. Según Rodolfo Aguiar, secretario general de la Unión de Empleados Estatales (ATE), alrededor del 97 por ciento de los trabajadores del sector público se declararon en huelga a pesar de la amenaza del gobierno de recortes salariales y otras medidas punitivas. «La huelga perjudicó al Gobierno», resumió Pablo Moyano. Pidió al Senado que rechace los planes de Milei y reiteró que habrá «grandes conflictos» si el gobierno no cambia sus políticas. El presidente de la CTA, Hugo Yasky, pidió la reincorporación de los despedidos en el sector público. Además, todos los planes de privatización de la aerolínea Aerolíneas Argentinas y otras empresas públicas tendrían que ser abandonados. El líder de la izquierdista CTA Autónoma, Rodolfo Aguiar, llamó a «intensificar la lucha para obligar al gobierno a respetar la democracia y la Constitución y evitar que siga socavándola por decreto».

Las grandes organizaciones paraguas fueron apoyadas por organizaciones sociales, partidos de oposición y sindicatos más pequeños, algunos de los cuales adoptaron una posición más radical. Andrés Rodríguez, presidente del Sindicato de Trabajadores del Sector Público (UPCN), advirtió: «Si nada cambia, continuaremos con medidas más duras». El dirigente de la Unión Ferroviaria, Rubén Sobrero, y Eduardo Belliboni, del trotskista Partido Obrero, expresaron una decisión similar. La política económica de Milei es solo una de las razones de las protestas, dijo el presidente de ATE, Aguiar, citado por la emisora rusa RT. «Tenemos un gobierno que se arrodilla ante una potencia extranjera y, por lo tanto, pisa el camino de la servidumbre. Tenemos que demostrar que nunca nos arrodillaremos», dijo.

Compartir:

Next Post

Informe 13: El Sahel busca la soberanía

Sáb May 11 , 2024
Vijay Prashad . Mronline.org El 2 de octubre de 1958, Guinea declaró su independencia de Francia. El presidente de Guinea, Ahmed Sékou Touré, se enfrentó al presidente de Francia, Charles De Gaulle, quien trató de forzar a Touré para que abandonara el proyecto de independencia. Touré dijo sobre las amenazas de […]
Cartel del sahel por la soberanía

Boletín semanal de novedades

Recibe en tu email un correo semanal con todas las nuevas entradas publicadas en esta web

Sumario