Moción para que el Gobierno firme el Tratado de Prohibición de Armas Nucleares

Imagen de la campaña internacional contra las armas nucleares

La campaña Cities Appeal, de carácter global, promovida por la Asamblea Internacional por la Abolición de las Armas Nucleares (ICAN), ha presentado un modelo de moción para que los Ayuntamientos y demás administraciones públicas manifiesten su oposición a las armas nucleares y se comprometan a realizar acciones que promuevan el desarme nuclear.

Entre ellas, instar al Gobierno a firmar la adhesión al Tratado sobre Prohibición de las Armas Nucleares (TPAN), en vigor desde 2021; medidas para garantizar que los recursos administrados por una ciudad no se inviertan en productores de armas nucleares; informar al gobierno nacional del apoyo de una ciudad al TPAN y concienciar a la ciudadanía y a los medios de comunicación de la amenaza que suponen estas armas y de cómo se puede poner fin a esa amenaza a través del TPAN.

Las ciudades siempre han sido los principales objetivos de las armas nucleares, desde que Estados Unidos atacó Hiroshima y Nagasaki con bombas atómicas. Por eso, las ciudades juegan un importante papel activo en la campaña de ICAN para eliminar este tipo de armamento. Varias capitales y otras relevantes ciudades de países de la OTAN se han sumado también al Cities Appeal, como Berlín, La Haya, Edimburgo, Nueva York, París, Oslo, Roma, Sidney o Washington.

En España ya han aprobado esta iniciativa Ayuntamientos como Barcelona, Burgos, Cádiz, A Coruña, Girona, Santiago de Compostela, Sevilla o Zaragoza….

¿Por qué las ciudades deben tomar la iniciativa en el desarme nuclear?

Como señala el argumentario de la propia campaña:

  • Dado que las ciudades son los principales objetivos de las armas nucleares, las ciudades tienen una responsabilidad especial ante sus electores de pronunciarse en contra de cualquier papel de las armas nucleares en las doctrinas de seguridad nacional. La presión de las bases, catalizada por los gobiernos municipales, puede contribuir directamente y de manera significativa al éxito del TPAN.
  • Las ciudades son campeonas a la hora de desafiar los problemas existenciales más urgentes del mundo. Al igual que con las armas nucleares, se prevé que el cambio climático afecte más a las ciudades. Esto ha motivado a las ciudades a tomar medidas y estamos viendo el establecimiento de nuevas coaliciones de ciudades de todo el mundo para cumplir los objetivos del Acuerdo de París a nivel local.
  • Este enfoque también sustenta el Llamamiento de las Ciudades de la ICAN, cuyo objetivo es promover iniciativas que los municipios puedan adoptar para oponerse a las armas nucleares y explorar medidas que promuevan el desarme nuclear. Las iniciativas sugeridas por ICAN incluyen tomar medidas para garantizar que los fondos administrados por una ciudad no se inviertan en productores de armas nucleares, informar al gobierno nacional del apoyo de una ciudad al Tratado de las Naciones Unidas sobre la Prohibición de las Armas Nucleares y medidas de sensibilización dirigidas a las poblaciones locales y a los medios de comunicación.
  • Es vital que los Estados comprometidos con el desarme nuclear y un orden mundial basado en normas trabajen para fortalecer el tabú nuclear uniéndose al TPAN. Las armas nucleares no tienen ningún propósito militar o estratégico legítimo y este nuevo instrumento, a través de su efecto normativo estigmatizante, ofrece la mejor esperanza de poner fin a decenios de estancamiento en el desarme y hacer avanzar al mundo hacia la eliminación de las armas nucleares.
  • Los gobiernos municipales forman un vínculo estrecho y activo con sus electores y los movimientos sociales locales. Por lo tanto, una coalición internacional de ciudades y de la sociedad civil puede desempeñar un papel decisivo para romper el inaceptable statu quo de la política de armas nucleares, dando un paso decisivo hacia su eliminación.
  • Es necesaria una conciencia nacional para promover la norma incorporada por el TPAN, especialmente en los Estados poseedores de armas nucleares y en los países que forman parte de alianzas militares que implican la amenaza del uso de armas nucleares. Son estos Estados los que pueden desempeñar el papel más influyente a la hora de presionar a los Estados poseedores de armas nucleares para que detengan la nueva carrera de armamentos nucleares y adopten medidas para rechazar las armas nucleares de una vez por todas.

Modelo de carta del ICAN para las autoridades locales:

[Nombre completo del alcalde / funcionario de la ciudad]

[Título]

[Dirección]

[Saludo]

Me dirijo a usted en nombre de XXXXXXXX para solicitar el apoyo de la Ciudad de [XXXXXX] para el Llamamiento de Ciudades de ICAN, un compromiso de una ciudad o pueblo que indica su apoyo al Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares (TPAN) y pide al gobierno nacional que lo firme y ratifique sin demora.

El TPAN es un acuerdo global histórico adoptado en 2017, que el Comité del Premio Nobel de la Paz ha reconocido como el mejor camino hacia un mundo sin armas nucleares. El tratado entró en vigor en enero de 2021 y ahora representa una nueva norma global en virtud del derecho internacional: las armas nucleares son ahora ilegales.

Debido a las acciones de un puñado de líderes mundiales irresponsables y sus facilitadores, estamos descendiendo a una nueva y peligrosa carrera de armamentos nucleares. Los programas de modernización nuclear en curso de los Estados poseedores de armas nucleares y la retórica incendiaria de ciertos líderes aumentan la probabilidad de que se utilicen armas nucleares, ya sea por accidente o intencionadamente. Las armas nucleares amenazan la seguridad de todas las naciones y causarían consecuencias humanitarias catastróficas si se utilizan. El impacto en la población civil y el medio ambiente sería devastador. Estas armas están diseñadas para arrasar ciudades y arrasar y masacrar indiscriminadamente todo y a todos a su paso.

Dado que las ciudades son los principales objetivos de las armas nucleares, los municipios tienen una responsabilidad especial ante sus electores de pronunciarse en contra de cualquier papel de las armas nucleares en las doctrinas de seguridad nacional. La presión de las bases, catalizada por los gobiernos municipales, puede contribuir directamente y de manera significativa al éxito del TPAN.

Es necesaria una conciencia nacional para promover la norma incorporada por el TPAN, especialmente en los Estados poseedores de armas nucleares y en los países que forman parte de alianzas militares que implican la amenaza del uso de armas nucleares. Son estos Estados los que permiten y son cómplices de la nueva y peligrosa carrera de armamentos nucleares.

Es vital que los Estados comprometidos con el desarme nuclear y un orden mundial basado en normas trabajen para fortalecer el tabú nuclear uniéndose al TPAN. Las armas nucleares no tienen ningún propósito militar o estratégico legítimo y el TPAN, a través de su efecto normativo estigmatizante, ofrece la mejor esperanza de poner fin a décadas de estancamiento en el desarme y hacer avanzar al mundo hacia la eliminación de las armas nucleares.

Los gobiernos municipales forman un vínculo estrecho y activo con sus electores y los movimientos sociales locales. Por lo tanto, una coalición internacional de ciudades y la sociedad civil puede desempeñar un papel decisivo en la aplicación de la nueva norma en virtud del derecho internacional, dando un paso decisivo hacia su eliminación.

Si su ciudad desea apoyar esta iniciativa, le invitamos a usted u otro administrador autorizado a enviar un correo electrónico a info@icanw.org.

Esperamos que consideren positivamente esta iniciativa y se unan al movimiento internacional para estigmatizar, prohibir y eliminar las armas nucleares.

Puede contar con ICAN y sus socios para apoyarlo en este esfuerzo tan urgente.

Atentamente.

Ver también aquí el llamamiento del ICAN a las ciudades

Compartir:

Next Post

La izquierda española frente al espejo de Francia

Sáb Jun 29 , 2024
Share on Facebook Tweet it Email Reproducimos seguidamente un lúcido análisis que examina el diferenciado desarrollo de la izquierda de nuestro país en comparación con Francia. Análisis importante al menos para alejar los clichés y consignas vacuas sobre Frente Popular y “Frente abierto”, como ahora postulan IU y Sumar… Pablo […]
Foto de familia de representantes de los partidos firmantes del Nuevo Frente Popular, el 14 de junio durante la presentación del programa de la formación. Foto: Nouveau Front Populaire

Ver también

Boletín semanal de novedades

Recibe en tu email un correo semanal con todas las nuevas entradas publicadas en esta web

Sumario